/

Sobre los emprendedores en Bolivia

2 mins de lectura

Ser emprendedor en Bolivia no es una tarea fácil, pese a que en los últimos años se han creado microcréditos, espacios educativos destinados a los microempresarios y otros pequeños fomentos por parte del Estado, las cosas aún son difíciles para aquel que quiere iniciar un nuevo negocio. El 2020 fue fatal para varias iniciativas que murieron antes de nacer por las restricciones, producto del COVID-19, que paralizaron la economía mundial. En 2021, algunas de las sobrevivientes aún languidecían y terminaron muriendo, lo que dio como resultado que en los primeros once meses de 2020 se cerraran 4.960 empresas. Del total de empresas cerradas ese año, 4.539 fueron unipersonales (88%), 572 sociedades de responsabilidad limitada (11%) y 27 sociedades anónimas (0,5%), según datos de Fundempresa. En La Paz, 1.669 empresas cancelaron su matrícula (32%); en Santa Cruz, 1.378 (26,7%), y en Cochabamba, 1.198 (23,2%).

Un dato interesante al respecto es que la mayor parte de los emprendimientos están dirigidos por mujeres, según la experta, Annelissie Arrázola Mendivil, quien hizo un estudio sobre el arquetipo de la mujer emprendedora, esta tendría un promedio de edad de más o menos 36 años y sería más usual que iniciara su proyecto sola y sin socios, por otro lado, una constante es la inseguridad acerca del éxito de su emprendimiento, lo que lo hace un enorme riesgo a la hora de invertir.

Sin embargo, pese a las múltiples dificultades, en el camino de la reactivación económica están surgiendo nuevos emprendimientos que, a fuerza de fe y trabajo, contribuyen a la economía del país y jalan el carro del desarrollo para todos.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Anterior noticia

Luis Arce Catacora y las cifras del crecimiento económico boliviano

Siguiente noticia

Según encuesta del CELAG, el pueblo boliviano confía en que Luis Arce recuperará la economía boliviana

Latest from Blog